¿Crisis en tu negocio? -
Optimizar mi pagina de facebook

¿Crisis en tu negocio?

1. Enfócate a tu mercado meta

Cualquier emprendedor desearía evitar por siempre las crisis, pero la mayoría no se da cuenta que la mayoría de las situaciones más graves son un síntoma de malas prácticas que se han llevado a cabo por años.
Es cierto que hay cosas que no podemos controlar qué pueden afectar a nuestro negocio, pero lo que realmente hace que tengamos una crisis es dejar de prestar atención a algunos detalles qué parecen pequeños, pero que son importantes.

Factores externos

Aunque no queramos, las situaciones fuera de la empresa representan una amenaza constante. El aumento de la gasolina, la mala situación económica, el panorama político del país, etc. Estos factores están fuera de nuestro control. Sin embargo, existen la posibilidad de aprovechar el momento. Como dicen, en los peores escenarios están las mejores oportunidades.

Deudas, deudas y más deudas

Una empresa que constantemente se encuentra ahogada en deudas sin duda tendrá un camino más difícil. Estas deudas pueden ser por cuestiones administrativas o incluso por préstamos que se realizan sin tener solvencia en el momento. Quizás algo que en un principio no era un gran problema, se convierte en una catástrofe, dejar que crezca puede tener consecuencias graves, entre ellas el quiebre de la empresa.

Falta de estructura

Cualquier empresa que sufre de fallas en su estructura organizacional, administrativa, financiera y empresarial está prácticamente pidiéndole a las crisis que vengan y se instalen en su negocio. No sirve tampoco arreglar una, es necesario que todas funcionen bien y en sincronía. Si no se logra, eventualmente todas empezaran a dar malos resultados.

Mal ambiente de trabajo

Las discusiones, el estrés y los regaños son las malas sensaciones deben ser evitadas siempre. Cuando sucedan, se deben atacar el problema rápidamente, al final del día, quienes sacaran a la empresa de la crisis, son las personas que trabajan en ella, si una persona no está contenta ni involucrada con su trabajo, lo más probable es que sea parte del problema y no de la solución

Falta de presencia de la marca

Una marca con sus fans y una personalidad definida está mucho más blindada contra factores externos que otra. Muchas empresas cometen el error de invertir poco o nada en marketing, lo cual se traduce en menos ventas y promoción que hacen falta cuando se está en crisis y cuando no. Recuerda que la palabra CRISIS en japonés se compone de dos caracteres uno significa “problema”, otro “oportunidad”. Tú decides donde pones el enfoque.

Mi negocio está en crisis, ¿Qué hacer al respecto?

No importa en qué rama trabajes o que tan bien te esté yendo: todos los negocios pasan por crisis.Las razones son variadas como negocios hay en el mundo, lo cual dificulta aún más la toma de decisiones en medio de la tormenta. Cada caso tiene sus particularidades y sus retos.

Controla la caja: uno de los mejores ejercicios que puedes hacer cuando las cosas están mal, es asegurarte que el dinero es aprovechado debidamente y no hay fugas de capital. De hecho, es muy común que durante una crisis financiera descubras muchas fallas en tu administración que explican las razones por las que caíste en una crisis para empezar.

Preocúpate por vender más: si estas vendiendo poco preocúpate; si estás vendiendo mucho, sigue ocupándote. Los negocios no tienen descanso. Si quieres que tu empresa crezca, no dejes de crear, analiza nuevos prospectos, haz cotizaciones, cierra ventanas pendientes, analiza el monto de ventas, prepara a tus vendedores. Acuérdate que, a jefe mediocre, vendedores mediocres.
Actualiza tu empresa: detente un momento; es hora de pensar con claridad. Haz un nuevo estudio de mercado, plantéate nuevos objetivos, reconoce que las cosas no son iguales y actúa en consecuencia. Replantea tus estrategias empresariales.
Aprende a escuchar: presta atención a las sugerencias de tus empleados, socios de negocios o personas que te rodean. Quizás haya soluciones que no alcanzas a ver pero que alguien cercano si podrá.
Reduce gastos: procura realizar varias actividades sin contratar a alguien más, pues eso genera gastos extra que se sugiere no realizar en momentos de crisis.

Y si no estás en crisis… ¿Qué mejor? Pon en práctica estas cinco ideas para evitar caer en una

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.